Ya los tiempos han cambiado, ya no vivimos en los modelos esclavistas donde estaba el capataz, con un látigo en la mano, al lado del trabajador impartiendo órdenes y mirando cómo las desarrollaba. Sin duda el tiempo trae consigo una evolución permanente, y en el mundo laboral sí que se han dado cambios importantes. Cada día son más las empresas que se preocupan porque sus trabajadores estén bien involucrados con su quehacer, que buscan herramientas y formas que esto se dé en mayor proporción.

El Involucramiento de los Empleados

Conoceremos los 3 elementos que impulsan a que sus trabajadores se sientan más involucrados y comprometidos.

a) Un buen liderazgo:

Es quizá la base fundamental. Un buen líder no solo dirige sino que acompaña, retroalimenta, propone, sugiere y está al tanto de la situación para darle manejo en tiempo real. Empuja a su equipo para alcanzar a su objetivo y es el modelo primigenio del involucramiento. Es el primer comprometido realmente con el objetivo que busca la empresa, más que su satisfacción personal. Puede que sea el jefe directo o un coordinador, pero recae sobre él el liderazgo que propone crear una cultura del sentirse parte de la organización.

b) Un trabajo significativo:

Todos quisiéramos tener el mejor puesto de la empresa y el mejor salario, pero esto lo conseguimos de acuerdo a nuestro perfil. Muchas veces nos toca trabajar en lo que haya disponible, incluso en cosas ajenas a nuestras cualidades, talentos y competencias, sin embargo, es trabajo mancomunado tanto de la empresa como del empleado que el trabajo sea significativo: Por parte de la empresa el brindar las condiciones necesarias para que la persona se sienta bien, contenta y con motivación suficiente para ejercerlo, seguimiento, control y valoración de sus logros conseguidos; por parte de la persona poniendo su talento y su esfuerzo en dar los mejores resultados, sin que nadie se lo esté pidiendo, sino cumplir y dar un poco más.

c) Crecimiento profesional y personal:

Es un elemento neurálgico, porque nadie quiere quedarse en lo mismo por toda la vida. Se deben brindar las condiciones necesarias a nivel de capacitación permanente y estímulos académicos, que permitan un desarrollo de la persona en todos los ámbitos, con el fin de que siga obteniendo mejores logros para futuros ascensos y mejores puestos, tanto en la empresa como otros lugares. Esto da sin duda un involucramiento en tal medida que la persona se siente parte de la compañía y no un empleado más haciendo lo mismo por toda la eternidad.

Es así que, sumando estos conceptos asertivamente, conseguiremos que los empleados se sientan en una total adherencia con los objetivos, misión y visión de la compañía. Si desea saber cómo puede implementar unas estrategias que permitan mayor involucramiento de los empleados, en ClarityWave tenemos soluciones a su medida, tomando como base la realidad actual de su empresa y tomando acción para obtener el mejor resultado.

 

Lo invitamos a conocer EPIC™, el nuevo sistema 100% en español de medición y mejora de Clima Laboral.

Haga clic en la imagen de abajo para agendar una demostración personalizada de este revolucionario sistema.

EPIC™ Employee Perceived Image of the Company

Haga Clic aquí para programar una demostración.